Rubiecita

•abril 24, 2017 • Dejar un comentario

De Victor Munguía

Este es un verso escrito
al recuerdo eterno
de esa sonrisa y mi ilusión infantil
que la adoraba

Yo amaba a esa  estrella
del cabello rubio, en Hollywood,
yo le guardaba un espacio
único en mi para ella

Yo solo era un niño en el Perú
entrando a los cines de estreno
para ver sus películas que entendía
aunque no hablaba inglés americano
y vivía tan lejos

Yo la idolatraba
tal vez era solo un muchachito
de un país lejano, allá al sur,
atraído por la 20th Century Fox
y el brillo de sus escenas

Viví en un mundo diferente
de plateas, pop-corn e ilusión
donde la imagen se queda grabada
en los corazones de la gente

Este es un verso
para una estrella del firmamento
escrito desde el alma del niño
que lloró por aquel “the end”

Este es un verso infantil
desde esta noche de poetas
en que vuelvo a ser aquel chiquillo
de los cines de cartelera

Como si viajaramos lejos

•abril 17, 2017 • Dejar un comentario

De Victor Munguía

Son las diez,es sábado,me dijo,
quieres repetir letras de canciones
o vamos a entrar a este palacio latino
a navegar por tus sueños y los míos?

(Quiero rezar por mi, y confesaré que
un día sentí que ya me habia muerto,
que no estaba en el patio de mi casa
jugando con mis hermanos y mis primos

No habían ángeles a mi costado, yo solo
me deslizaba por un tobogán gigantesco,
después todo giraba, se empequeñecía, y
eran figuras deterioradas, de olvido)

Entonces porqué estás aquí,me preguntó,
si te ves en interminables pesadillas,
caminando por las calles de tu pueblo,
por qué no puedes detener el viaje?

(A veces me siento el angel que vuela
alrededor de mi cama cuando estoy dormido
y llego a todas partes y los veo juntos
preguntando la fecha de mi retorno.)

Quieres ingresar al mundo que dejaste o
simplemente sufrir la lejanía en multitud?
es sábado, debemos reír, bailar, soñar
y cantar como si viajaramos lejos, dijo

Y me alegró su sonrisa.

Escribiendo

•abril 10, 2017 • Dejar un comentario

De Victor Munguía

Muy lejos,en aquel feriado patrio
miraba las imágenes desde el Perú
que mi televisor de 24′ transmitía:
la asunción del nuevo presidente.

Su oratoria oligofrénica,vestir,
ademanes afrancesados, y vehemencia
codificaban desencanto, rebeldía
y la multitud deliraba estruendosa

Bastaron pocos segundos y adiviné
que este sujeto era un ser primario
un bufón más de la aristocracia,y,
de inmediato lo odié desde mi alma,
empecé a redactar mi nota de denuncia
ilusionando su pronto derrocamiento,
repitiendo solo en mi habitación
“hasta la victoria” final”.

Pero,segundos después..

Recordé a Federico, a Roque Dalton,
también a Javier Heraud y Machado,
busqué mi proyecto de “Trilogía”,
apagué la tv y seguí escribiendo

Princesa Hondureña

•abril 7, 2017 • Dejar un comentario

De Victor Munguía

A veces paso por ese lugar
donde antes trabajabas y
entro para que me sonrías
y digas cosas para la eternidad

Sé que no voy a encontrarte,
que la puerta metálica hoy es otra,
que ya no abren más a las once
y no sé dónde estás a esta hora

Yo te recuerdo de labios rojos
blusa blanca y pantalón negro,
entre las butacas pequeñas caminas
como una princesa hondureña

Sabias que te amaba ?
Que en mis delirios de poeta,
he pasado horas escribiendo
odas, sonetos,trovas para ti?

Quizás leíste en mis ojos
aquellos versos apasionados
que me costaron insomnio
noches y madrugadas, desvelo.

A veces paso por ese lugar
como si volver fuera un intento
de retornar a aquella mesa contigo,
que hablemos todo de una vez
y que me confieses que me quieres
tanto como yo te quiero a ti.

La casa vacía

•marzo 26, 2017 • Dejar un comentario

De Manuel Scorza

Voy a la casa
donde no viviremos
a mirar los muros
que no se levantarán.

Paseo las estancias
y abro las ventanas
para que entre el Tiempo
del Ayer envejecido.

Si vieras!
Entre las buganvillas
cansadamente juegan los hijos
que jamás tendremos.

Yo los miro. Ellos me miran.
Mi corazón humea.
Éste es el sitio
donde mi corazón humea.

Y a esta hora,
en el balcón, callada,
yo sé que tú también te mueres
y piensas en mí hasta desangrarte.
Yo también pienso en ti.

Óyeme donde estés:
por esta herida no sale sólo sangre:
me salgo yo.

Viento del Olvido

•marzo 23, 2017 • Dejar un comentario

De Manuel Scorza

Como a todas las muchachas del mundo,
también a Ella, tejiéronla con sus sueños,
los hombres que la amaban.
y yo la amaba.

Pudo ser para otros
un rostro que el Viento del Olvido
borra a cada instante.
Pudo ser, pero yo la amaba.

Yo veía las cosas más sencillas
volverse misteriosas
cuando Ella las tocaba.

Porque las estrellas de la noche
Ella con su mano las sembraba!

Los días de esmeralda,
los pájaros tranquilos,
los rocíos azules,
Ella los creaba!

Yo me emocionaba
con sólo verla pisar la hierba.

Ah, si tus ojos me miraran todavía!
Esta noche no tendría tanta noche.
Esta noche la lluvia caería sin mojarme.

Porque la lluvia no empapa
a los que se pierden en el bosque
de sus sueños relucientes,
y sus días no terminan
y son sus noches transparentes.

Dónde estás ahora?,
En qué ciudad, en qué penumbra,
en cuál bosque te desconocen las luciérnagas?

Tal vez mientras escribo
estás en un suburbio,
sola, inerme, abandonada.
Abandonada, no!

En tu ausencia
mi corazón todas las tardes muere.

Idilio Muerto

•marzo 19, 2017 • Dejar un comentario

De César Vallejo

Qué estará haciendo a esta hora
mi andina y dulce Rita
de junco y capulí;
ahora que me asfixia Bizancio,
y que dormita la sangre,
como flojo cognac,
dentro de mí.

Dónde estarán sus manos
que en actitud contrita
planchaban por las tardes
blancuras por venir;
ahora, en esta lluvia que me quita
las ganas de vivir.

Qué será de su falda de franela;
de sus afanes; de su andar;
de su sabor a cañas
de mayo del lugar.

Ha de estarse en la puerta
mirando algún celaje,
y al fin dirá temblando
Qué frío hay Jesús!.

Y llorará en las tejas
un pájaro salvaje.