Las tumbas flameantes

De Ventura Gassol i Rovira,poeta catalán

Fue una patria.
Murió tan bella,
que nadie osó enterrarla:
encima de cada tumba
un rayo de estrella
debajo de cada estrella
un catalán.

Tan cerca a la vera del mar dormía
aquel sueño tan dulce de la muerte,
que las sirenas día y noche oía
cómo le iban desvelando el corazón.

Un día se hizo una luz de amanecer
y del fondo de la tumba más helada
emergió en voz novel el canto de los cantos:
-Fuego nuevo, baja del cielo y vuelve a encender.

Ya ha sonado la hora de lanzar las cenizas,
Oh Patria de las tumbas flameantes!

~ por Victor Munguía en septiembre 1, 2016.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: