Soap Opera

De Víctor Munguía

En el seven eleven
sus jeans gastados,
cabello rubio sin peinar
y ademanes robóticos
le daban el look
de un cuadro de Renoir
deteriorado por el tiempo

Me pidió un cigarro,
dijo que vivía del welfare,
section eight y child support
“the poor will be poorer
and the rich will be richer”

en esta sociedad, maldecía

Miraba con cierta tristeza
y a pesar de lo que contaba
aún tenía la soberbia propia
de los habitantes del país
de las barras y las estrellas

Where are you from ?
me preguntó autómata
y su palabra preparada
se deslizaba sin emociones

Le aclaré con eufemismo
que no me interesaba socializar
menos fugarme hacia la nada,
escuchando frases hechas
para el marketing
y la caza de prospectos

Saqué de mi bolsillo
los newport one hundred
recién comprados, sin usar,
y se los dí para que se fuera
con su fukuyamesca soap opera

Entonces, inmediatamente,
corrió hacia sus amigos
exhibiendo su trofeo
en el momento que Natalia
aparecía con su altivez
de reyna todopoderosa
preguntando si era sábado

La abrazé fuerte y,
con un beso me prometió
una noche de luces,
debate kafkiano, música
y poesía entre dos

Al irnos, mientras caminábamos,
no pude evitar oir a los bums cantando:
“bye, bye miss american pie
drove my Chevy to the levee
but the levee was dry..”

~ por Victor Munguía en diciembre 8, 2014.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: